T-ONE Urban: un minibús de referencia en el sector de la movilidad de pasajeros

El diseño del modelo de Integralia permite acceder a los espacios más recónditos de cualquier ciudad

El paradigma de la movilidad urbana está en plena ebullición en los últimos años. Aunque todavía resulta complicado determinar cuál es el futuro hacia el que se dirige el sector, sí que es posible observar tendencias muy claras que permiten establecer hacia dónde discurre el transporte urbano. Entre las evidencias más claras: los minibuses ya son una solución eficiente y adaptable en las ciudades. 

Integralia tiene clara esta perspectiva y, por eso, continúa trabajando para responder al incremento de pedidos del modelo específico para la accesibilidad a todas las partes de la ciudad: T-ONE Urban.

El compacto de Integralia ha ganado protagonismo en el mercado convirtiéndose en un referente en la industria gracias a un diseño muy innovador y, por supuesto, gracias a su capacidad para sortear los desafíos de las zonas urbanas más congestionadas.

Características de T-ONE Urban

T-ONE Urban se mueve con gracia por las estrechas calles de los cascos históricos, donde otros vehículos encuentran obstáculos insalvables gracias a sus apenas 7,5 metros de largo. Esta referencia de Integralia está diseñada específicamente para sortear los retos de acceso más complicados, garantizando una movilidad sin igual en entornos urbanos densamente poblados.

Una de las características distintivas de T-ONE Urban es su zona de piso bajo, que ofrece una altura de apenas 270 mm desde el suelo al piso del vehículo. Esta particularidad, añadida a la doble puerta central del modelo, simplifica el proceso de embarque y desembarque de pasajeros, especialmente de aquellos con movilidad reducida o en silla de ruedas.

No es de extrañar que muchas empresas de transporte urbano hayan optado por este modelo, valorando no solo su calidad y durabilidad, también el enfoque centrado en el cliente que caracteriza a Integralia. Con un servicio de atención al cliente excepcional, la compañía garantiza que cada experiencia de mantenimiento del vehículo sea impecable, contribuyendo así a la fiabilidad continua de T-ONE Urban en el transporte urbano.

La versatilidad de T-ONE Urban también es un punto a destacar. Con capacidad para hasta 26 pasajeros, incluido espacio para una silla de ruedas, este minibús ofrece la solución de transporte más completa en su categoría. El modelo cuenta con IBBC, la solución de Integralia para la gestión a bordo que sustituye los más de 50 botones que muchos minibuses aún tienen en el salpicadero del vehículo. Por supuesto, esta referencia cuenta con la posibilidad de incluir letreros luminosos, sistemas de video-vigilancia o, entre otras muchas opciones, sistemas de pago integrados. Estas especificaciones, añadidas a la capacidad de personalización que ofrece Integralia, aporta a las compañías de transporte de pasajeros un plus al encontrar el mejor vehículo para ofrecer el mejor servicio. Por eso un T-ONE Urban es la apuesta más realista en un futuro incierto, en el que los grandes productos siempre seguirán siendo la mejor opción.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *