Integralia ya instala el alcoholímetro antiarranque en sus minibuses

La carrocera ya implementa un sistema de medición con el etilotest en todos sus modelos.

“Si bebes, no conduzcas” fue uno de los eslóganes más populares impulsados por una campaña de la Dirección General de Tráfico (DGT) en el año 1985, ahora la evolución será sustituir el mensaje por “Si bebes, no arranca”. 

 

Una directiva de la Unión Europea del año 2019 ha servido para incluir la obligatoriedad de uso del alcoholímetro antiarranque en los vehículos de nueva homologación a partir de este año 2022 en la nueva Ley de Tráfico y Seguridad Vial. Pero, ¿qué es exactamente este dispositivo y cómo funciona? Se trata, como su propio nombre indica, de un aparato para impedir el arranque del vehículo hasta que se ha superado un test de alcoholemia, que el conductor debe realizar antes de comenzar la ruta o después de una parada con una duración superior a 30 minutos.

 

La obligatoriedad de este sistema se hará efectiva en dos fases. La primera comienza el 6 de julio de 2022, cuando deberán tenerlo implementado los vehículos de nueva homologación. La segunda parte llegará el 7 de Julio de 2024, a partir de ahí será obligatorio para todas las nuevas matriculaciones de vehículos de transporte de pasajeros. 

 

En el caso del sistema de los minibuses de Integralia, el alcoholímetro electrónico va conectado al proceso de arranque del vehículo y se gestiona, como si fuera un interruptor en la puesta en marcha. El conductor sopla en el pequeño alcoholímetro que está conectado con un cable al interior del salpicadero y, si no ha consumido alcohol, el circuito se cierra y el motor del vehículo comienza a rugir.

Integralia, homologada para instalar y revisar el alcoholímetro

En previsión de lo que iba a ocurrir, Integralia lleva años trabajando para tener listos los vehículos con el alcoholímetro. El equipo de homologaciones de la carrocería ha llevado a cabo todos los procedimientos para cumplir la legislación en Europa: acuerdos con laboratorios para cumplir con el certificado ISO que verifica la correcta instalación de los alcoholímetros antiarranque y la certificación que permite revisar anualmente el correcto funcionamiento de los mismos. Además, Integralia está preparada para instalar la interfaz y el sistema en cualquiera de sus modelos para las empresas que quieran que su flota de minibuses cumpla con las futuras obligaciones normativas.

 

Los componentes que utiliza Integralia para la instalación de este alcoholímetro antiarranque son de la marca alemana Dräger, una compañía puntera a nivel internacional que garantiza la durabilidad, calidad y el buen funcionamiento del sistema. 

Apostar por la seguridad vial

Las autoridades europeas han puesto en marcha este sistema para intentar elevar al máximo la seguridad de los ocupantes de los vehículos de transporte de pasajeros, a pesar de que el director general de la Dirección General de Tráfico, Pere Navarro, ha asegurado en reiteradas ocasiones que el sector del transporte de viajeros por carretera en España “quizá sea el más seguro de todos”. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.